Abandona la idea de ser una persona perfecta

¿Alguna vez has querido ser una persona perfecta? Puede que la idea te llame poderosamente la atención, pero los resultados de intentar alcanzar la perfección no son nada alentadores.

Muchos creen que el perfeccionismo es el impulso perfecto para querer ser mejores y para obtener más éxito, y en parte contribuye en ello. Sin embargo, también puede hacer sentir muchísima desilusión.

Abandonar la idea de ser una persona perfecta puede liberarte, por lo que en esta oportunidad te contaré cómo apreciar nuestras imperfecciones para alcanzar la plenitud y la aceptación personal.

 

En psicología se ha definido el concepto de la personalidad perfeccionista, que habla sobre excederse con la intención de ser perfectos, aun cuando esto no es posible.

El ser humano está repleto de habilidades, pero también dispone de imperfecciones, es parte de la naturaleza.

Además, incluso en el caso de que seamos realmente pródigos y tengamos tanto convicción como fuerza de voluntad para cumplir con nuestros propósitos, en la vida hay situaciones que se mantienen fuera de nuestro alcance.

Los siguientes son algunos puntos negativos de perseguir la perfección:

ANGUSTIA

Quienes se esmeran por ser perfectos suelen sentir mucha angustia, se preocupan por cada mínimo detalle y viven de la expectativa sobre si los resultados serán oportunos o no.

La posibilidad de enfrentar un fracaso les afecta considerablemente, en definitiva no logran vivir en el aquí y en el ahora, sino que temen al pensar en desenlaces que no han ocurrido.

 

 

INSATISFACCIÓN

El perfeccionismo concede a la insatisfacción, incluso cuando se obtienen logros la persona que desea alcanzar la perfección no dedicará tiempo para sentirse pleno.

Resulta poco favorecedor, el sentimiento de fracaso suele invadir a este tipo de personas incluso cuando no hay motivos para sentirse así.

BAJA AUTOESTIMA

Una de las desventajas más serias de querer ser perfeccionista es la probabilidad de tener problemas de autoestima.

Debido al sentimiento de culpa, fracaso e insatisfacción que experimenta una persona con este deseo, comenzará a sentir que su desempeño no ha sido óptimo, incluso cuando todo apunte a lo contrario.

¿CÓMO ABANDONAR LA IDEA DE SER PERFECTO?

Tras exponer las desventajas del perfeccionismo, es importante que sepas cómo dejar de lado esta intención, porque es agotador y no es posible desarrollar una actitud perfecta.

Los siguientes son recomendaciones para entender las imperfecciones y lidiar con ellas.

  • Analiza quién eres realmente, descubre cuáles son tus habilidades y define cuáles son tus puntos débiles.
  • Presta atención a aquello que te apasiona porque allí reside tu motivación, cuando te dedicas a hacer algo que te gusta disfrutarás más y esto conduce a mejores resultados.
  • Entiende que tener un fracaso no supone que tengas un mal desempeño, incluso aquellos que son profesionales de élite cometen errores porque es parte de la vida.

Valora a los errores como oportunidades para aprender y para crecer a nivel profesional, lo cual te ayudará a pulir tus habilidades y a evitar errores.

También te puede interesar el siguiente articulo: Como crear hábitos positivos.

 

 

Deja una respuesta